jueves, 22 de marzo de 2018

Sabías que las manualidades poseen poder terapéutico

El poder terapeutica de las manualidades

Aunque hay personas que afirman no tener cualidades para realizar manualidades, recientemente se ha demostrado el poder terapéutico de las manualidades, así es aunque no lo creas este tipo de actividades tiene efectos positivos que ayudan a mejorar la salud, física, mental y emocional.

Independientemente de las habilidades y la edad que se tenga, mayores, adultos, jóvenes y pequeños pueden obtener grandes beneficios a corto, mediano y largo plazo, sin embargo hoy nos centraremos en hablar sobre los beneficios que pueden obtener los mayores con esta actividad.

¿Por qué centrarnos en ellos?, principalmente porque la vejez supone padecer enfermedades, donde el estado de ánimo está muy relacionado, la incapacidad que se va padeciendo para realizar ciertas actividades y la degeneración mental son aspectos que sin duda alguna pueden hacer caer en depresión a una persona mayor.

Con la vejez llega, el sedentarismo, el aislamiento y en general un cambio drástico en la rutina donde el anciano se siente inútil y posee mucho tiempo libre, dicho tiempo libre, si no es utilizado correctamente puede ser perjudicial, por lo que es fundamental realizar este cambio de etapa, manteniendo la mente entretenida y ocupada, de esta manera permanecerá activo y saludable.

En este sentido, las manualidades pueden jugar un papel importante, para ocupar parte de este tiempo que ahora se encuentra libre, a su vez que entrena sus capacidades físicas y refuerza las habilidades cognitivas que suele perderse con los años.

Por otra parte la realización de trabajos realizados con las manos, a nivel físico mejora y fortalece la psico-motricidad, la elasticidad de las manos y la movilidad, así como ayuda con la coordinación de movimientos.

En la parte emocional, se ha comprobado que las manualidades tienen un efecto muy positivo, reforzando la autoestima, interiorizando que es capaz de realizar trabajos manuales y realizarlos bien. Aunque las manualidades ayudan en gran manera, también es importante el papel que juegan los familiares, pues es vital que estos y todas las personas que se encuentren en su entorno fomenten este sentimiento de superación, logrando así producir un gran bienestar y reducir de manera significativa el estrés.

También son una excelente manera de estimular la parte cognitiva, la cual se deteriora considerablemente a través de los años y también para personas que sufren de Alzheimer o demencia, lo que lo hace fantástico a nivel cognitivo es el hecho de que evita la mecanización que, hasta cierto punto está presente en algunos ejercicios diseñados específicamente para realizar una estimulación cognitiva.

En síntesis podríamos decir que las manuales resultan beneficiosas para el adulto mayor por:

  • Promover la paciencia y perseverancia.
  • Fomentar y fortalecer la autoestima.
  • Proporcionar un estado del presente y promover la atención plena, pues hacen que la persona se concentre totalmente en la actividad manual que está realizando.
  • Promover la creatividad.
  • Promover la conexión con la sociedad.
  • Implicar un desafío personal.
  • Desarrollar la precepción espacial, la coordinación y las destrezas motoras.
  • Constituir una gran herramienta para la estimulación cognitiva.

Definitivamente el uso de las manualidades como actividad terapéutica, promueve que la persona desarrolle un gran sentimiento de autosatisfacción, ayudando a mejorar significativamente la autoestima, como resultado de ver la transformación de materiales de uso cotidiano, es por ello que a este punto es importante promover la realización de manualidades que terminen en objetos funcionales, de calidad y con valor, evitando infantilizar la actividad o realizar actividades únicamente ocupacionales.

Si hay un adulto mayor en casa, notarás la diferencia inmediatamente, incluso en la convivencia, la cual se hace más fácil y amena, así que en definitiva, permitir y apoyar a los adultos mayores a realizar actividades creativas influye de manera positiva tanto a la persona como a su entorno.