jueves, 12 de abril de 2018

Cómo preparar quesos para una dieta vegana

Quesos sin lactosa para veganos

La dieta vegana suele ser beneficiosa para la salud si se saben administrar bien los nutrientes, pero sin duda alguna que representa todo un gran reto la sustitución de quesos, huevo, leche y mantequilla. La solución perfecta para sustituirlos, ideal para los que llevan una dieta vegana y para los que sufren de intolerancia a la lactosa son los quesos a base de productos vegetales y hoy te diremos cómo puedes preparar algunos de ellos.

Queso de garbanzos

Este es un queso muy fácil de preparar, ideal para incluirlo en las ensaladas o sándwiches, para prepararlo necesitaras los siguientes ingredientes:

  • Un litro de agua.
  • Sal y paprika al gusto.
  • 5 gramos de ajo en polvo.
  • Aceite de oliva al gusto.
  • 400 gramos o 2 tazas de garbanzos cocidos.
  • 70 gramos o 6 cucharadas de levadura nutricional.

Para preparar este queso, debes seguir los siguientes pasos:

  • Pon a remojar los garbanzos con abundante agua fría por todo un día.
  • Al día siguiente escurre los garbanzos, añade el litro de agua y mézclalo en la licuadora.
  • Cuela la preparación con un colador bien fino y llévalo al fuego, en una olla a fuego medio mientras revuelves de manera constante hasta que la mezcla espese.
  • Cuando la mezcla empiece a hervir, añade el aceite de oliva, la levadura y condimenta con la sal, el ajo en polvo y la paprika.
  • Continúa revolviendo en el fuego hasta que logres una consistencia cremosa.
  • Coloca esta preparación en un molde untado con aceite de oliva y deja en el refrigerador por un par de horas antes de desmoldar.

Queso de almendras

El queso de Almendras es rico en Calcio, así que es una excelente alternativa, su sabor es maravilloso, ideal para untar en tostadas y galletas. Para preparar este queso vegano necesitaras los siguientes ingredientes:

  • 300 gramos o 2 tazas de almendras peladas.
  • 70 mililitros o 6 cucharadas de aceite de oliva.
  • 50 ml o 4 cucharadas de jugo de limón.
  • 240 mililitros o 1 taza de agua.
  • Romero seco al gusto.
  • 5 gramos de ajo en polvo.
  • Sal al gusto.

Su preparación es muy sencilla, solo debes seguir los siguientes pasos:

  • Pon a remojar las almendras por un día.
  • Al día siguiente escúrrelas y tritúralas junto con el jugo de limón, agua, aceite de oliva y aliños.
  • Coloca a escurrir esta mezcla en el refrigerador en un paño limpio que sea fino por toda una noche.
  • Coloca esta preparación en un molde previamente engrasado y hornéala a 100º C durante unos 50 minutos.
  • Deja que se repose y desmolda.

Queso de patata y zanahoria

Este es realmente económico y sus ingredientes muy fáciles de conseguir en cualquier supermercado, además de ser delicioso, ideal para los desayunos y meriendas, sus ingredientes son:

  • 400 gramos o 2 tazas de patatas peladas y picadas en dados.
  • 200 gramos de zanahorias peladas y picadas en dados.
  • 70 mililitros o 5 cucharadas de aceite de oliva.
  • 30 mililitros o 2 cucharadas de jugo de limón.
  • 100 gramos o media taza de levadura de cerveza.
  • 120 mililitros o media taza de agua.
  • 5 gramos de ajo en polvo y
  • Sal y paprika al gusto.

Sigue los siguientes pasos para su preparación:

  • Coloca a cocinar las patatas y zanahorias hasta que se encuentren blandas.
  • Escúrrelas pero reserva media taza de esta agua.
  • Mezcla en la licuadora con la media taza de agua reservada y añade los demás ingredientes.
  • Deja reposar y coloca en el refrigerador hasta que enfríe totalmente y listo.

Estos quesos son ideales para quienes llevan una dieta vegana y tienen problemas de intolerancia a la lactosa, sin embargo todo aquel que desee cuidar su salud, puede hacer cualquiera de estas recetas y consumirlos pues contienen una menor cantidad de colesterol, carbohidratos y grasa, son bajos en azúcares y sodio, además de constituir una buena fuente de proteínas, así que te invitamos a probarlos.